domingo, 8 de marzo de 2015

- Rememorando XXX: Carpetano, un as italiano en un Tiger I -



     Debido a que parece que las entradas de tanquistas son las más populares en el blog, os traigo una historia algo desconocida quizás para la mayoría del público no muy especialiado. Hoy os extraigo un fragmento de mi libro HÉROES TANQUISTAS DE LA 2ª GUERRA MUNDIAL,  y más concretamente de Alfredo Carpetano, héroe italiano nacido en Roma el 4 de enero de 1915. Entrada ya publicada en mi blog pero recuperada en la sección Rememorando.

Recordad que podéis ayudar al autor de este blog de forma fácil y sencilla además de acceder a contenido exclusivo y el nuevo blog del autor (este blog solamente subirá viejas entradas y no nuevas como en heroesdeguerra2.blogspot.com)  ¡y todo desde un dólar! Y además tendréis concursos especiales y recompensas que se irán desvelando poco a poco y solamente a los patrocinadores. 

No  te olvides de visitar para más información y descubrir más sorpresas exclusivas: www.patreon.com/heroesdeguerra

Pero antes os quisiera recordar que ya podéis seguirme en Twitter, soy @DelhRoh o a través de Facebook en mi página oficial de "seguidores". Podéis acceder a mis respectivos sitios pinchando aquí:


     Teniendo en cuenta que Carpetano era un convencido camisa negra  fascista, fiel seguidor de Benito Mussolini y de una buena familia no es de extrañar que no tuviera problemas para enlorarse en la Wehrmacht. 

     Participó en la Invasión de Francia y en la Operación Barbarroja. Sin más os dejo un extracto sobre su acción de guerra más memorable (el resto de su biografía la podéis encontrar en "HÉROES TANQUISTAS DE LA 2ª GUERRA MUNDIAL", mi última obra).

 
<<La acción de guerra más famosa de nuestro héroe italiano se sucedió el 10 de octubre de 1944 en la ciudad de Memel, en Lituania. Cuando se dirigía al frente en tren la locomotora chocó accidentalmente contra otra, con tan mala fortuna que de los tanques Tiger que se transportaban solamente dos estaban en condiciones de combatir. Uno de ellos era, obviamente, el de nuestro protagonista. Las dos tripulaciones de los Tiger operativos lograron descender del vagón y marchar inmediatamente al frente, dado que se necesitaban fuerzas blindadas lo más rápidamente posible.  Sin perder un minuto los dos blindados alemanes se pusieron rumbo a Truschellen, en la región de Karslhorf. Nada más llegar a la zona de combate, los dos blindados fueron sorprendidos por una emboscada de 13 tanques T-34 del Ejército Rojo. En los primeros compases de la batalla el Tiger que acompañaba a Alberto fue destruido. ¿Qué haría nuestro héroe italiano a continuación? En lugar de huir decidió jugárselo todo a una carta y luchar contra los tanques soviéticos. Sabiendo que su frontal era prácticamente invulnerable contra los ataques del T-34 procuró maniobrar su pesado tanque para que este siempre mostrara únicamente el frontal al enemigo. Mientras Alberto daba las pertinentes instrucciones a su conductor, también ordenaba disparar y devolver el fuego enemigo. Sin duda hay que decir que aquells fueron momentos llenos de tensión para la tripulación del T-34, especialmente para Carpetano, dado que tenía que dar las órdenes a su vehículo para evitar su destrucción. Los disparos enemigos comenzaron a rebotar en el grueso blindaje frontal del Tiger I de 100 milímetros mientras que el Tiger devolvía el fuego. En pocos minutos consiguió poner fuera de combate a 4 de los 13 T-34. Fueron unos pocos minutos que bastaron para poner en fuga a los T-34 supervivientes.  [...] 

Hay que decir que Alfredo Carpetano se convirtió en el mayor as italiano de carros blindados durante la 2ª Guerra Mundial, pues llego a destruir un total aproximado de unos 50 blindados enemigos. >>

No hay comentarios:

Publicar un comentario