sábado, 13 de junio de 2015

Anécdotas de la 2ª GM II: El "plan maestro" de Hitler en las Ardenas



Todo el mundo sabe a estas alturas que Adolf Hitler fue responsable en mayor medida de los mayores desastres del ejército alemán durante la 2ª Guerra Mundial. Famosas son sus frases de "resistir hasta el último hombre", "esta ciudad será fortaleza", y "hay que sacrificar hasta el último hombre".

Adolf Hilter no tenía formación militar alguna de grado superior. Es cierto que fue un cabo durante la Gran Guerra y que sería condecorado como héroe de guerra, pero es bastante distinto dibujar mapas a dirigir tropas en conflictos bélicos a lo largo y ancho de Europa.

Pero antes os quisiera recordar que ya podéis seguirme en Twitter, soy @LordDenne o a través de Facebook en mi página oficial de "seguidores". Podéis acceder a mis respectivos sitios pinchando aquí:



Recuerda que YA puedes ser Patrocinador de este blog y recibir sorpresas muy especiales, ¡y todo desde un dólar! Recuerda que en el mes de julio realizaré un sorteo de una foto firmada de  Otto Carius. ¡Apúntate! No olvides visitar: www.patreon.com/heroesdeguerra

Bien es sabido que poco a poco Hitler va asumiendo el mando de las fuerzas militares alemanas hasta asumir un control absoluto, poniendo en determinadas posiciones a meros peones que simplemente cumplian su voluntad. 

Tras conocer estos detalles surge una pregunta: ¿cómo surgió "el plan maestro de las Ardenas" de Hitler? Esta importante operación alemana tan chapucera en el que se puso en el terreno de juego lo poco que le quedaba al ejército alemán era su canto de cisne, su última oportunidad para intentar alcanzar una paz negociada con los aliados, tal vez honrosa.

Esta operación no nació del consenso del Estado Mayor del Ejército Alemán, no salió del Estado Mayor de algún notable mariscal de campo o general al servicio de Hitler en 1944... ni mucho menos. No hay duda de que Hitler estaba rodeado de notables generales y magníficos estrategas como Model, Guderian, Manteufeul. von Manstein y muchos otros más... pero aún así este plan no surgió de la cabeza de ninguno de ellos.

¿Entonces? Sencillamente fue durante una "siesta" de Adolf Hitler. Hitler estaba enfermo de icteria y le costaba bastante dormir. En uno de esas duermevelas el dictador se pusó a pensar en una posible ofensiva en Occidente. Recurrimos a las memorias del General Jold para recordar el hecho:

<Hitler había tenido mucho en qué pensar durante todo el día. Lo ví a solas cuando estaba en la cama -habitualmente le desagradaba que lo vieran en la cama otros que no fueran sus asistentes - y me habló de su idea. Yo hice un croquis sucinto en un mapa, mostrándole la dirección del ataque, sus dimensiones y las fuerzas necesarias para llevarlas a cabo>.

Muy seguramente Hitler soñó con las victorias alemanas en 1918 y 1940 (dado que esa zona ya había sido utilizada para exitosos ataques alemanes en la anterioridad) por lo que Hitler, despertado por aquellas visiones de victorias del pasado, se preparó para emular una nueva victoria. No fue debido a que Hitler conocía la debilidad de los americanos en aquel sector, o que había estudiado los mapas meticulosamente, sino simplemente, a un idea que tuvo en la cama... sin tener en cuenta el resto de factores. Dio igual que todos los generales y oficiales dieran su opinión de que aquella misión era imposible debido a la falta de suministros  (especialmente de combustible) y hombres, daba igual los peros que se añadian a la lista: Hitler llevaría su ataque sobre las Ardenas gracias a su "visión".

No es necesario recordar como aquel plan tan "extraordinario" acabó.

No hay comentarios:

Publicar un comentario